Hoy, 2 de mayo, borremos el acoso escolar.

Hoy, día 2 de mayo, es el día internacional contra el acoso escolar. #BorremosElAcosoEscolar

El acoso escolar es cualquier forma de maltrato psicológico, verbal o físico producido entre estudiantes de forma reiterada, es decir, mantenido en el tiempo, tanto en el aula como a través de las redes sociales. 

El acoso escolar puede ser:  FÍSICO (violencia, agresiones físicas) VERBAL (difundir rumores, burlas, insultos) SOCIAL (marginación, aislamiento) CIBERACOSO (incordio o insultos en redes sociales) PSICOLÓGICO (amenazas, chantaje, intimidación, persecución) SEXUAL (homofobia)

El acoso escolar afecta al 15% de los estudiantes en España y solo dos de cada diez casos se llegan a investigar en los centros. Los padres fueron los que alertaron de esos casos (el 79%), ya que sólo el 3,8 % de los menores agredidos se atrevieron a visibilizarlos

Según los últimos datos, actualizados en la web epdata con información del Ministerio de Educación, la Comunidad Valenciana se sitúa en tercer lugar como la comunidad autónoma con mayor número víctimas de acoso escolar

En 2017 se recogieron 129 casos denunciados en la Comunidad Valenciana, de los cuales 71 eran de víctimas entre los 12 y 14 años, y 45 entre los 15 y 17. Con esto comprobamos que la mayoría de casos de bullying se dan en el instituto.


Las situaciones de ciberacoso escolar llegaron a ser 655 durante un curso en el último informe sobre acoso escolar en la C. Valenciana, representando un 16% del total de casos identificados. Según una encuesta realizada por UNICEF “1 de cada 3 jóvenes dice haberlo sufrido”

En la situación de los últimos meses donde nos vemos obligados a acabar el curso desde casa, no debemos olvidarnos del acoso, porque como hemos dicho sigue ahí a través de Internet. 

El ciberacoso en estas condiciones puede incrementar mucho y es difícil de combatir, por ello recuperamos y adaptamos nuestra antigua campaña “borramos el acoso” porque el problema, aunque en otras condiciones, sigue siendo el mismo.

Para disminuir los casos de acoso escolar, los profesionales recomiendan:

  1. Informar a los estudiantes sobre el acoso escolar.
  2. Formar y apoyar a los docentes para prevenir y responder ante el bullying.
  3. Promover proyectos de erradicación de la violencia escolar
  4. Proporcionar información y apoyo a los estudiantes para que puedan hablar libremente si sufren acoso escolar y afrontar el problema
  5. Promover la participación del alumnado para prevenir y responder al acoso escolar.
  6. Respaldar a los niños y niñas que son especialmente vulnerables al acoso, ya sea por su raza, etnia, discapacidad, género u orientación sexual
  7. Establecer un sistema de denuncias y  asesoramiento para los afectados.

Dejar un comentario

12 + seis =